miércoles, 6 de abril de 2016

Productos Terminados (VOL. VIII)


¡Buenos días!

Esta semana os traigo un post que tenía pendiente desde hacía ya tiempo, y es una nueva "entrega" de los productos que he ido terminando estos últimos meses.

La razón de que después de tanto tiempo solamente os enseñe unos pocos es que, tras una larga temporada acumulando todo lo que iba terminando en una bolsa, en enero hicimos mudanza (con el estrés que ello genera), así que en uno de los viajes que hice trayendo cosas desde el piso antiguo decidí que de ninguna manera iba a malgastar mis fuerzas en cargar con una bolsa llena de "basura" (total, iba a generar más, tampoco era problema jajaja), así que al contenedor que fue.

En cualquier caso, no quería dejar pasar más tiempo y he preferido hacer una entrada algo más "ligera".

Así pues, si os interesa saber cuáles han sido los productos que he estado utilizando en los últimos tiempos hasta su última gota, seguid leyendo.


1.- Champú hidratante Aloe Vera, de Naturaleza y Vida.


Esta era la primera vez que utilizaba este champú y he de decir que me ha sorprendido gratamente.
Ya debéis de estar aburridas de que en cada post os hable de la piel de lagarto que tengo y de que constantemente busco productos para hidratarla.
Pues bien, mi cuero cabelludo no iba a ser menos y, por supuesto, lo tengo muy seco y sensible, así que tengo que tener cuidado con el tipo de champú que utilizo.

Por lo general tiendo a utilizar jabones naturales en pastilla, pero es cierto que a veces necesito un pequeño plus de hidratación en el pelo. Al tener la piel de esta zona tan sensible, aunque pruebe a utilizar champús "de perfumería" tiendo a que tengan el menor número de ingredientes "nocivos" posible.

Así pues, después de leer toooda la lista de ingredientes de tooodos los champús que tenían en Carrefour di con este, que no tiene siliconas, parabenos ni colorantes.

Es un champú muy fresco y cunde muchísimo, haciendo bastante espuma, si bien es cierto que la ausencia de siliconas se nota en la hidratación, y es que, a pesar de que se vende como hidratante, puede quedarse algo corto.

¿Lo volvería a comprar?

Sin duda, sí.
No lo he repuesto todavía porque estoy utilizando uno de Timotei (también sin parabenos ni siliconas) que me enviaron en una Smilebox, pero casi seguro lo haré cuando lo termine.

2.- Crema hidratante Magic Touch, de Rituals.



De esta misma gama ya había probado el exfoliante corporal y la espuma de ducha y, al igual que ocurrió con aquéllos, también me hice con él gracias a la revista Glamour, que hace unos meses lo incorporaba como regalo.

Es una crema que a simple vista da la sensación de ser algo untuosa, pero al contacto con la piel se extiende muy bien y se absorbe enseguida.
Además, es muy hidratante y deja la piel muy suave. 
Sí que es cierto que en épocas en que mi piel está algo más seca, o en determinadas zonas, como pueden ser los brazos o las rodillas, se me queda algo corta, pero para una piel sin este problema es fantástica.

Lo que más me gusta es el olor, que sólo se me ocurre describirlo como "a limpio". Me encantaba ponérmela antes de acostarme.


¿Lo volvería a comprar?

Sí, bajo las mismas circunstancias en que compré la anterior, es decir, con algún tipo de promoción como es el que hizo la revista.
El tarro grande (creo que de unos 200ml) ronda los 15€, precio por el cual hay otro tipo de cremas que me van mejor que esta.

3.- Agua micelar, de Garnier.



He perdido la cuenta de los botes que he utilizado de este agua micelar y ya os lo enseñé en el último vídeo que hice de productos terminados (que podéis ver AQUÍ).
Así pues no voy a extenderme mucho más y me remito a lo dicho anteriormente en otros posts.

Ya os he comentado que la utilizo tras desmaquillarme con el aceite desmaquillante de Deliplus, para terminar de retirar lo que pueda quedar e, incluso, la uso sola cuando llevo muy poquito maquillaje y no he utilizado eyeliner; y también para limpiar la cara por las mañanas antes de poner la crema hidratante.

Anteriormente había utilizado la de Bioderma, pero me resultaba muy cara para la cantidad que utilizo, así que pasé a la de Garnier.
La calidad es algo inferior, pero a mí me hace el apaño perfectamente.

El precio ronda los 4-6€, dependiendo de dónde la compréis, y el envase es de 400 ml.

¿Lo volvería a comprar?

, sin duda. De hecho, en Carrefour (es donde más barata la he encontrado) tuvieron hace poco la promoción de la segunda unidad al 50% en toda la línea facial de Garnier y ya tengo una de recambio, además de la que estoy utilizando.


4.- Base de maquillaje Facefinity, de Maxfactor.


Esta base de maquillaje la tengo desde hace ya mucho tiempo, pero he terminado de gastarla ahora porque es la que utilizo cuando quiero ir más maquillada o para ocasiones especiales.

Es una base muy cubriente y aguanta las horas que le eches.
La venden como un 3 en 1: prebase, corrector y base de maquillaje,
aunque yo no diría tanto, porque sí que utilizo un corrector en la zona de ojera. 
Sí me parece que cubre muy bien las imperfecciones, pudiendo incluso prescindir del corrector si no tenemos la ojera nada marcada, pero creo que el presentarla así es más marketing que otra cosa.

Además, la relación calidad-precio me parece muy buena. Ronda los 10€ y cunde mucho, puesto que si queremos un acabado algo más natural con una gota tendremos suficiente para toda la cara.

¿Lo volvería a comprar?

Siempre intento probar nuevos productos de maquillaje y no sé si repetiré en los próximos meses, pero es muy posible que sí lo haga en un futuro.


5.- Base de maquillaje Match Perfection, de Rimmel.



Esta ha sido mi base de maquillaje por excelencia los últimos años.
De hecho, ya la utilizaba cuando empecé el blog.
Era una base bastante ligera, pero que cubría las imperfecciones muy bien y, además, baratísima, la podíamos encontrar por 5€ los 30 ml. Otro "plus" importante que tenía es que entre su gama de tonos había uno que se fundía perfectamente con mi piel, el 300 Sand.

¿Que por qué hablo en pasado? Pues porque el mes pasado fui a comprarla de nuevo y, para mi sorpresa, está descatalogada. La han reformulado y cambiado el envase y no sólo la han subido de precio, sino que han cambiado los tonos. Así que ahora mismo estoy utilizando otra y digo adiós a esta definitivamente.


*Guardemos un minuto de silencio por todos esos productos de maquillaje que adorábamos y que han retirado del mercado, ediciones limitadas incluidas...

6.- BBCream Nude Magique, de L'Oreal.



En la entrada de productos terminados que hice el verano pasado ya os hablé de la BBcream de Garnier, que no me hizo especial gracia por tufo fuerte olor a alcohol que desprendía.

Pues bien, al terminarla quise probar otra y me decidí por esta. Había leído opiniones de todo tipo en Internet y quería ver qué tal me iba a mí.

La verdad es que pasó un poco sin pena ni gloria. Me hizo bastante el apaño en los últimos meses de calor en que no me gusta llevar base de maquillaje (en Alicante podemos decir que la época estival se alarga hasta finales de octubre), pero no llegó a convencerme del todo el tono.

Esta bbcrem se vende en dos tonos, al menos en las tiendas en las que yo la he visto, uno más claro y otro más oscuro.
Teniendo en cuenta que estábamos a final de verano, opté por el más oscuro.

Al sacarla del tubo vemos que es una crema de color blanco con pequeñas partículas. Estas partículas "explotan" al contacto con la piel y hacen salir el color.
En este caso, para el tono de mi piel era algo anaranjada, aunque no muy evidente y viéndose rebajado con el paso de las horas, pero que no quedaba tan fundido como la que utilizaba anteriormente.

Otra cosa que hizo que no me terminase de gustar fue, de nuevo, el olor. Me daba la sensación de que olía demasiado a "químico", aunque bastante más neutro que la de Garnier.

¿Lo volvería a comprar?

No. Este verano intentaré probar alguna otra, a ver si por fin consigo dar con una que me vaya bien definitivamente.


7.- Corrector Fit Me, de Maybelline.


Para terminar, otro de esos productos de maquillaje que siempre aparece entre los envases acabados.
Como os decía con el agua micelar, no voy a extenderme comentando las características porque ya os he hablado de él en más de una ocasión y, además, podéis verlo "en acción" en casi cualquiera de los vídeos de looks de maquillaje que he subido.

Es un corrector bastante ligero y fluido, de cobertura media-baja, que da un aspecto muy natural.
He gastado ya unos cuantos y me sigue gustando mucho.
El mío es el tono 20.

¿Lo volvería a comprar?

Sí. Como os decía, no sé cuántos habré gastado ya, es mi corrector de diario favorito.
Aun así, tengo que comprarme alguno esta semana y no sé si en esta ocasión será el elegido o probaré algún otro.
En cualquier caso, casi seguro que volveré a comprarlo en algún momento, pero en relación calidad-precio está muy bien.


Y hasta aquí la entrada de hoy, que al final no ha salido tan cortita como yo pensaba jajaja.

Como siempre, espero que os haya gustado y nos vemos por aquí.

Además, sabéis que en INSTAGRAM siempre estoy subiendo cosas aunque no tenga tiempo de actualizar el blog.

Un beso enorme.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Muchas gracias por vuestros comentarios!! :)